La criminalizaciòn de las manifestaciones indígenas en Costa Rica

Una ves mas queda demostrado que en este país se puede ser criminal de cuello blanco, se puede ser de Autopista del Sol sin que te hagan nada, se puede ser un capo del Narco (aun me pregunto que paso con los 300 kilos de coca que se robaron de la fiscalia en la zona sur o del Narco helicóptero o de la Narco avioneta), se pueden cobrar favores políticos sin que nadie te llame a cuentas y se puede ser poderoso, se puede ser de los que gobiernan.

Lo que no se puede ser es indígena y menos si eres un indígena que se tira a las calles a manifestarse por los atropellos de años de años, que han sufrido y sufren los pueblos indígenas.

El pasado 12 de octubre con el lema “nada que celebrar” los pueblos indígenas del sur tomaron por 4 horas la carretera InterAmericana, esto para protestar en esta fecha negra por las múltiples violaciones a los derechos fundamentales que viven día a día los pueblos indígenas, y también para protestar por el Proyecto Hidroeléctrico Diquís que el gobierno pretende realizar al sur del país y que afectaría directamente al territorio indígena de Térraba y china kicha, además de otros pueblos indígenas indirectamente .

Desde el día anterior a la manifestación hubo mucho movimiento policial en el pueblo, cualquiera diría que eficiencia, pero noooo llámelos cuando realmente es una emergencia nunca aparecen, pero para reprimir para eso si están. MMM se me viene a la mente una pregunta ¿¿ será que ahora los están entrenando solo para reprimir movimientos sociales??

La sorpresa es que ahora debido a toda esta manifestación, dos policías de Buenos Aires José Vargas Gamboa y Gilbert Valverde Retana rinden un informe policial para abrir causa penal contra el compañero indígena de Térraba Paulino Najera Rivera, denuncia que se encuentra en proceso en este momento, y contra otra compañera pero OJO lo que les decía de la eficiencia policial, le hicieron un informe para también abrir causa penal a una compañera indígena de otro territorio que ni siquiera estuvo en la manifestación su nombre Isabel Zenobia Rivera Navas.

Agregado a todo esto el desalojo de los compañeros indígenas por la fuerza de la asamblea legislativa el 10 de agosto del 2010 en la madrugada donde mujeres y hombres fueron golpeados, vemos como cada vez mas, la orden es de reprimir, de callar a todo aquel que pretenda alzar la voz.

Pero ante todo esto decimos con más fuerza.

Autonomía indígena ya!!

No al proyecto hidroeléctrico el Diquís!!

Y SI NOS TOCAN A UNO NOS TOCAN A TODOS!!!

Byron reyes Ortiz. Térraba

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *